Fue preso por pinchar preservativos para embarazar a su novia


Buenos Aires.- 

Los tribunales canadienses habían condenado a Craig Jaret Hutchinson a 18 meses de prisión por asalto sexual por agujerear en 2006 los condones en un intento de forzar el embarazo de su entonces novia.

La mujer quedó finalmente embarazada y Hutchinson le confesó que había saboteado los condones que utilizaba. Tras la confesión, la mujer denunció a Hutchinson a la Policía, que le acusó de asalto sexual, y abortó.

Hutchinson, que justificó sus acciones como un intento de salvar su relación, fue condenado en diciembre de 2011 a 18 meses de prisión pero apeló la decisión al considerar que era excesiva. Argumentó que la demandante había consentido mantener relaciones sexuales con él.

En una decisión unánime, el Tribunal Supremo de Canadá dijo que “el sabotaje de los condones por parte del acusado constituye un fraude” y que Hutchinson no recibió el consentimiento de su novia para agujerearlos.

“Concluimos que si la demandante ha elegido no quedarse embarazada, los engaños que la privan de esa elección al dejarla embarazada o exponerla a un mayor riesgo de quedar embarazada, al anular un sistema efectivo de control de natalidad, puede constituir una privación suficientemente seria con el propósito de fraude viciando el consentimiento”, dijo el Tribunal Supremo.

Fuente: 24CON

08-03-2014


Las opiniones de esta notícia estan cerradas.

Lee nuestros
titulares a través
de RSS

image image

¿Recibe nuestros
titulares por
e-mail?. ¡Click!

Fundado el 1998

II época

image