Peruanita servía wantanes con salsa de coca en lestolán chino


Santiago de Chile.- 

Un "menú" muy especial, sólo para sus clientes regalones, o sea, aquellos que no eran mano de guagua con la propina, ofrecía una garzona de un restorán de comida china, en Estación Central, sin que sus patrones orientales cacharan que la loca movía "de la buena" entre los comensales.
Según las pesquisas de los sabuesos de la Brigada Investigadora del Crimen de Peñalolén, hacía un tiempo que habían olfateado a Eugenio Ríos, de 67 pepas, y a su pareja, la potable peruana Francesca La Motta, de 22.

Las diligencias determinaron que el teclo, quien ya tenía currículum por estafa, se surtía de clorhidrato de cocaína y pasturri base, en la intervenida pobla La Legua.

Toing

La cholita, que tenía al veterano con los ojitos en cruz, rápidamente enganchó en el negocio, expandiendo la venta al detalle en el local de comida china, cercano a las terminales de buses, donde ella atendía las mesas.

La familia Won-Ha-Lesa, dueña del establecimiento, nunca captó que el aumento de clientes en el último tiempo se debía a que era vox populi entre los parroquianos con ojos de conejo que la cabra les agregaba a los wantanes salsa blanca volteadora o recomendaba como plato del día pasturri base al estilo mongoliano, todo "para servirse o llevar".

Ella pasaba piola, pero el abuelo toing daba jugo en el sector de Sierra Bella, precipitando la captura de ambos con 16,4 gramos de "diosa blanca" y su envío al 14° Juzgado del Crimen de Santiago.



Fuente: La Cuarta

07-04-2005


Las opiniones de esta notícia estan cerradas.

Lee nuestros
titulares a través
de RSS

image image

¿Recibe nuestros
titulares por
e-mail?. ¡Click!

Fundado el 1998

II época

image